eligiendo color de pintura

10 consejos para pintar como un profesional

No importa si esta es tu primera vez pintando una pared o a tienes experiencia, estos consejos y trucos pueden a ayudar a cualquiera para que el terminado se vea profesional.

 Escoge la pintura correcta

Tomate algo de tiempo para encontrar el color y tipo de pintura correcto para tu proyecto, aparte de estudiar marcas para encontrar la que te parezca de mayor calidad.

Además, debes de saber que tipo de superficie vas a pintar, ya que no es lo mismo pintar concreto que Tablaroca o madera.

No pintes en días calurosos o húmedos

Si tú tienes el tiempo para esperar por días a que se seque la pintura no hagas caso a este consejo. Recuerda siempre abrir las ventanas, esto no solo sirve para que la pintura seque rápido, sino que también ventilaras los olores fuertes que se originan por pintar.

Usa colores de pinturas para casa para casas bajas en VOC si quieres una opción con menos químicos y olores. Estas pinturas con bajas VOC se recomiendan más por cuestión de salud.

Ilumina

Una buena iluminación te ayudará a ver partes que no se han cubierto bien de pintura y otros errores, aparte podrás apreciar mejor el color que elegiste. Usa luz artificial cuando sea necesario, sin embargo, es mejor abrir las ventanas al momento de pintar cuando el día está más iluminado.

Limpia las paredes

Si las paredes están limpias, la pintura se adherirá mejor. Usa una mezcla de agua tibia y jabón para lavar trastes. Con una esponja, limpia las superficies de la pared desde arriba hacia abajo. Deja secar completamente antes de comenzar a pintar.

Después de pintar también es importante mantener la superficie limpia, para que el color dure más y se aprecie mejor

Quita todo

Quitar los muebles es sentido común, pero también recuerda que es importante cubrir los muebles que no llegas a quitar. Las tapas de luz, manijas y algunos detalles son necesarios cubrir con cinta para que no se estropee tu trabajo. Si hay clavos en las paredes es mejor quitarlos también.

Usa masilla de yeso para cubrir los huecos, lija y limpia el polvo.

Usa cinta de pintor

No hay que ser orgullosos, aunque piensas que no la necesitas, lograras un mejor trabajo con la cinta. Otra gran ventaja del uso de la cinta es que puedes pintar más rápido sin preocuparte por los detalles. Cubre los interruptores que no puedas quitar, borde de los pisos y bordes de las ventanas.

Pinta de arriba abajo

Si entre tus planes esta también pintar el techo, es necesario y mucho más recomendable empezar por aquí. Posteriormente pinta las partes más altas de la pared. Si es posible, trata de pintar de arriba hacia abajo sin parar en el medio. De esta manera no caerán gotas en partes que ya se han pintado.

 No uses mucha pintura

Cada capa de pintura que agregas debe ser delgada. No uses más pintura solo para terminar rápido, ya que se secará lento y tendrás como resultado muchas burbujas que arruinaran tu trabajo. Usa poca pintura y déjala secar, si es necesario aplica más capas. No te arrepentirás de haberte tomado un tiempo para que luzca mejor por años.

Deja secar completamente

Este consejo es bastante útil para cuando necesitas pintar más de una capa. Necesitas dejar que la pintura seque completamente. Si esta no seca bien antes de otra capa, la superficie no se vera nada bien al agregarle más pintura encima.

Deja que la pintura cure por lo menos 24 horas antes de usar de nuevo el ambiente cuando hayas terminado, para evitar que se hagan marcas.

Escoge brochas y rodillos de calidad

Si necesitas nuevas brochas o rodillos, escoge unos que sean de buena calidad. Pregunta en la tienda que surte pintura cuales son los productos más recomendados. Unas buenas brochas y rodillos cubrirán mejor la superficie, por lo que ahorras en pintura y trabajo. Aunque tal vez se gaste más en una primera inversión, tendrás herramientas que podrás usar varios años más.

Relacionado: 3 accesorios básicos para pintar